Actualidad jurídica

La Abogacía granadina se concentra para reivindicar una dignificación de la profesión

En torno a 120 letrados de la provincia se reúnen ante la sede del TSJA, en Plaza Nueva.
La dignidad del abogado, el Turno de Oficio, la falta de medios, la conciliación familiar, el parón legislativo o el intrusismo profesional centran las reclamaciones del colectivo.

En torno a 120 letrados de la provincia se reúnen ante la sede del TSJA, en Plaza Nueva.
La dignidad del abogado, el Turno de Oficio, la falta de medios, la conciliación familiar, el parón legislativo o el intrusismo profesional centran las reclamaciones del colectivo.

Alrededor de 120 letrados han asistido esta mañana a la concentración convocada por el Colegio de Abogados de Granada en Plaza Nueva, frente a la sede el TSJA, para reclamar la dignificación de la profesión en un momento en el que el colectivo se siente denigrado por los poderes públicos, en particular, y la sociedad, en general.

El acto de reivindicación, encabezado por el decano, Eduardo Torres, y los miembros de la Junta de Gobierno, pretende denunciar la falta de reconocimiento de los profesionales de la Abogacía, a pesar de su papel que ejercen como garantes del derecho de defensa de la ciudadanía y la tutela judicial efectiva. “Los abogados somos un pilar básico y fundamental en el Estado de Derecho, pero asistimos en la actualidad a una situación en la que nos sentimos vilipendiados por la Administración y la opinión pública”, ha declarado Torres, que ha adelantado que el Colegio de Abogados está estudiando poner en marcha más medidas para “devolver a la profesión el prestigio que se merece”.

En concreto, el máximo representante de la Abogacía granadina se ha referido a los múltiples problemas que afectan a estos profesionales y que abarcan desde las malas condiciones del turno de oficio, hasta la escasez de medios y nuevas disposiciones en materia de Justicia, pasando por la falta de conciliación familiar, el intrusismo profesional o la distorsión de su labor por parte de algunos medios de comunicación, entre otros asuntos.

Como consecuencia, el colectivo profesional reclama una sustancial mejora del baremo de Asistencia Jurídica Gratuita acorde a la responsabilidad de sus funciones y que permita desarrollar su labor constitucional de forma digna. “El pasado mes de febrero se publicó la Orden por la que se aprueban los módulos y bases de compensación económica de los servicios de asistencia jurídica gratuita y, si bien se ha conseguido recuperar el 10% retraído en 2012, actualizar partidas obsoletas e introducir nuevas cuestiones procesales, estas mejoras no son suficientes para un servicio público que debería ser retribuido y no indemnizado”. Cabe recordar que los abogados del Turno de Oficio, con una remuneración media por expediente que no llega a los 135 euros, mantienen un poder adquisitivo equiparable al del 2011, sin que se hayan aplicado ni siquiera las subidas del IPC correspondientes.

Un colectivo, el del Turno de Oficio, que además se tiene que enfrentar no en pocas ocasiones a un cuestionamiento sobre su profesionalidad, siendo calificados en algunas ocasiones como la opción a la que se tienen que ‘resignar’ aquellas personas que no pueden permitirse un abogado particular. “Conviene recordar que los letrados del Turno de Oficio son tan profesionales, competentes y preparados como cualquier otro abogado y que han sido letrados de oficio, gracias a su buen hacer y vocación, los que han conseguido hitos jurídicos recientes, como la declaración de abusividad por el Tribunal Europeo de Justicia de determinadas cláusulas bancarias o la obligación establecida por el Tribunal Constitucional de poner a disposición del letrado el atestado policial antes de la declaración del detenido”, ha insistido Torres.

Las pésimas condiciones en las que los letrados deben ejercer su profesión, con sedes insuficientes y un número de litigios superior a la media nacional, es otro de los temas que han motivado la concentración, paralela a la convocada por otros Colegios y la Red de Abogados de España a nivel nacional. En este sentido, la Abogacía granadina ha exigido un aumento del presupuesto en Justicia que posibilite la dotación de recursos materiales y humanos suficientes para prestar el servicio a la ciudadanía de forma “ágil, eficaz y con calidad”, especialmente en aquellos juzgados más saturados, como el especializado en cláusulas suelo. “Hace un año, abogados, jueces, procuradores, graduados sociales y funcionarios de Justicia nos unimos para denunciar la dispersión y el mal estado de las sedes judiciales, advirtiendo de la necesidad de realizar una reordenación completa en el plazo de 2 años; a día de hoy, todo sigue igual”, ha explicado el decano.

La puesta en marcha de medidas que garanticen la conciliación familiar de los abogados y abogadas (como suspensión de procedimientos y variación de vistas en caso de maternidad, enfermedad o fallecimiento), el rechazo a las tasas judiciales, o la lucha contra el intrusismo profesional son otras de las reivindicaciones que esgrime la Abogacía granadina. “Estamos hablando de algo tan importante para una persona como la defensa de sus derechos y, por ello, sencillamente exigimos que quien se encargue de esta misión sea un profesional cualificado, no por un simple interés gremial, sino por el propio bien del ciudadano”, ha puntualizado Torres.

Asimismo, el decano ha alertado sobre la paralización en la promulgación de normativa que permita avanzar a la Abogacía. “El parón legislativo que sufre nuestro país, consecuencia de la situación política y la falta de presupuestos a finales del mes de abril, no nos hace ser optimistas en ninguna de la materia que nos afectan y que sería deseable que ya vieran la luz de una manera definitiva”, ha comentado Torres, en referencia a disposiciones como la de Justicia Gratuita, que acabe con las desigualdades actuales de los abogados por razón del lugar donde residen, o la Ley Orgánica de la Defensa, constitucionalmente necesaria y aún inexistente en el ordenamiento jurídico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *